Publicidad

Ley de Tarjetas de Credito: a favor del consumidor

La normativa de Defensa del Consumidor está integrada por la ley 24.240 de Defensa del Consumidor, la Ley 22.802 de Lealtad Comercial, la Ley 19.511 de Metrología Legal y la Ley 25.065 de Tarjetas de Crédito. Estas normas protegen los derechos de los consumidores o usuarios.

En primera instancia para hablar de la Ley de Tarjetas de crédito a favor del consumidor, es importante definir el concepto de consumidor. Podemos decir que los consumidores son aquellas personas físicas o jurídicas (empresas, asociaciones, sociedades, organizaciones) que adquieren o utilizan bienes o servicios como destinatario final, en forma gratuita u onerosa, tanto en beneficio propio, de su familia o su grupo social.

Son consumidores también los que como consecuencia de una relación de consumo adquieren o utilizan bienes o servicios como destinatario final o quien de cualquier manera está expuesto a una relación de consumo, por ejemplo a través del regalo que me han hecho de una cosa adquirida en un comercio.

El contrato de tarjeta de crédito es aquel en virtud del cual una empresa especializada denominada “entidad emisora” se obliga a otorgar, a favor de una persona física o jurídica denominada tomador, cliente, titular o usuario, un crédito periódico que éste podrá utilizar mediante la presentación de un instrumento de legitimación especifico denominado “tarjeta de crédito” para la adquisición de bienes o servicios de terceros; obligándose a su vez, a cancelar dicho crédito al vencimiento de cada periodo, pagándole a dicha entidad emisora en la forma y modo convenidos contractualmente.

Es importante destacar que en caso de duda acerca de la aplicación de una disposición de la normativa de defensa del consumidor, se decidirá siempre la interpretación que sea más favorable para el consumidor.

El consumidor o usuario tendrá derecho a estar informado de manera cierta, clara y detallada acerca de todo lo relacionado con las características esenciales de las cosas o servicios que obtenga y, sobre todo, de las condiciones de comercialización.

Esta información debe ser siempre gratuita para el consumidor y proporcionada con claridad necesaria que permita su comprensión.

En los productos alimenticios es importante leer todo lo que dicen las etiquetas al igual que en las telas y artículos de confección. Se debe también pedir manuales de uso, catálogos e instrucciones al vendedor.

Es obligatorio que nos informen sobre los sistemas de pago, interés o recargos en las compras a crédito, debiéndose procurar en todos los casos que queden por escrito.

A tener en cuenta:

Si ud posee una tarjeta de crédito y le cobran cargos no pactados en el contrato, no le envían el resumen de cuenta, etc debe dirigirse e inciar su reclamo ante la Secretaria de Industria, Comercio y Minería de la Nación o llamar al 0800-666-1815 de 9 a 18 hs

La ley 25.065 es la que regula toda la actividad de tarjetas de crédito y es en su artículo 3 que dispone que supletoriamente se aplicara la ley de defensa de los consumidores y usuarios, por ello si Ud desea efectuar un reclamo que verse sobre aspectos financieros (intereses, monto de las comisiones, montos de financiación, etc.) deberá dirigirse al Banco Central de Republica Argentina que es la Autoridad de Aplicación, y si su reclamo versa sobre aspectos comerciales (cobro de cargos no convenidos, diferenciad e precios entre operaciones al contado y con tarjeta, etc.) deberá dirigirse a la Secretaria de Industria, Comercio y Minería de la Nación.

 

 

 

 

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *